Revista Proyexión Guaymas: Inician la Expo "Sexo y Entretenimiento"

Inician la Expo "Sexo y Entretenimiento"

domingo, febrero 17, 2008


Proyexión.- México, D.F.- El Palacio de los Deportes se transformó en el centro de las fantasías de miles de asistentes a la Expo Sexo y Entretenimiento, con la presencia de estrellas de la industria para adultos, bailarinas exóticas y stripers, y con las novedades en juguetes y prendas sexuales.

Según los anfitriones, los prejuicios y el morbo poco a poco han quedado atrás y los asistentes visitan el lugar con una mentalidad más abierta.

No obstante se sorprenden que este año, a diferencia de los cuatro anteriores, la presencia de mujeres disminuyó notablemente y aumentó la de parejas.

Es un laberinto de ilusiones y fantasías entre vitrinas que recrean la famosa "Zona Roja" de Amsterdam, en Holanda, en donde modelos semidesnudas ofrecen bailes sensuales, y los bares con diversos shows y una gran tienda con variados artículos sexuales.

Al ritmo de batucada y entre el desfile de stripers musculosos y modelos atractivas con prendas minúsculas, los asistentes hacen el recorrido por los distintos pabellones.

En esos espacios se encuentran los distintos escenarios distribuidos por toda la expo, en los que también se realizan bailes eróticos que permiten la participación del público que con celular en mano busca captar la mejor imagen.

Los asistentes buscan una foto con estrellas de video porno, stripers y modelos que se pasean por la feria y que gustosos y amables posan con sus fans.

El primer pabellón abre una extensa y surtida gama de artículos sexuales para recrear los sueños y las fantasías más deseadas, con precios que van desde los 10 pesos.

Entre esos artículos están los llaveros y dulces con figuras sugestivas para hombres y mujeres, mientras otros objetos llegan a costar hasta dos mil 700 pesos como un sillón "especial" para la vida íntima de las parejas.

Entre las vitrinas y la exhibición donde curiosean los visitantes predominan los juegos de mesa eróticos, los condones de diversos colores y formas, el gel para el cuerpo, los chocolates y otros dulces.





También hay aguas de sabores, encendedores, cigarros, lápiz labial y un sinfín de artículos con figuras sugestivas, así como películas clasificación "D" o "XXX" y promoción de páginas de Internet para adultos.

La novedad este año, comentan los vendedores de la exposición Adriana Pacheco y Martín Méndez, son los "juguetes" para dama a prueba de agua, los cuales que pueden usarse en albercas o tinas de baño.

Para los caballeros están las famosas muñecas inflables, a las que la tecnología alcanzó dándoles una textura y movimiento más naturales.

Los vendedores reconocen que en cinco años de la expo las ventas han aumentado considerablemente, porque al principio sólo se acercaba la gente para ver y no se atrevía a despejar dudas sobre el uso de los productos, y por eso se alejaban sin comprar.

No obstante, paulatinamente los visitantes han hecho a un lado prejuicios y cada vez compran más artículos, sobre todo las parejas de adultos y homosexuales pues los jóvenes son más "mirones" que consumidores, comentaron.

Para Felipe, diseñador y vendedor de ropa de fantasía, los disfraces de Gatúbela, de corredora y de empleada doméstica son los más cotizados, así como la lencería, los zapatos de plataforma y los antifaces, en donde hay gusto para cualquier persona sin importar su talla, sexo o preferencia sexual.

En este lugar, olvidado entre los otros espacios, está el stand que por primera ocasión colocó el Centro de Atención Profesional a Personas con Sida (Cappsida).

Ahí se ofrece la prueba gratuita para detectar el VIH/Sida en 20 minutos a través de la saliva, y que Sensida pone a la disposición de todos; sin embargo, la gente que asiste a la expo no la aprovecha.

En promedio, mencionan los encargados, al día practican unas 100 pruebas cuando se estima que más de 15 mil personas visitan la expo; consideran que el miedo a conocer el resultado de la prueba es lo que hace que la gente no pregunte, ni por curiosidad, sobre el estudio.

En el siguiente pabellón hay escenarios como el de la "Zona Roja" de Amsterdam; ahí los varones se arremolinan en un barandal, cerca de las vitrinas, con celular en mano para fotografiar, admirar y disfrutar a las mujeres, mientras éstas ejecutan bailes sensuales.





También hay bares con entrada gratuita pero obligatorio el consumo de por lo menos una bebida alcohólica de 80 pesos; se puede disfrutar entre penumbras, sentado cómodamente ante las pasarelas en donde las chicas hacen shows nudistas e interactúan con los asistentes.

Alicia Melgar, quien acudió con su novio, consideró que hay discriminación, pues cada año la promocionan con la participación de las actrices de las películas para adultos pero se olvidan de los actores que -según ella- a muchas mexicanas hacen suspirar.

Además sólo existen dos "bares" para mujeres donde el show es presentado por hombres, coincidió el striper Rubén alias "Diamond", lo que provocó que este año la afluencia del sexo masculino sea mayor al del femenino.

"Diamond" consideró que, aunque cada vez las mujeres son más atrevidas, los hombres siguen llevando la batuta y no se inhiben ante nada, pero en los dos casos se nota el cambio de mentalidad y ya acuden sin prejuicios y sin esconderse a estas exposiciones.

Recomendó a las personas interesadas en asistir a la expo no reprimirse y darse la oportunidad de conocer lugares de este tipo para disfrutar más su vida íntima y de pareja.

Aunque con bombo y platillo la quinta edición de la Expo Sexo y Entretenimiento anunció la presencia de estrellas de películas porno, éstas sólo aparecen ocasionalmente para dar autógrafos y posar para la gente que lo solicita con celulares.

Junto con José Guerrero otros visitantes salieron un poco decepcionados por esa situación, dijeron que esperaban ver más movimiento de rubias monumentales como las hermanas Rhylee y Rhyse Richards, Jenny Hendrix o la mexicana Lorena Sánchez.

Aunque criticaron que cada año sucede lo mismo y se retiraron decepcionados por no ver a las mujeres de distintas nacionalidades con las que sueñan, son asiduos visitantes de la feria sexual más grande de México y esperarán la próxima edición, aseguraron.