Revista Proyexión Guaymas: Absurdo el aumento del 4% al salario mínimo: Profr. José Guzmán López

Absurdo el aumento del 4% al salario mínimo: Profr. José Guzmán López

jueves, enero 06, 2011

Guaymas, Son.- El presidente del Partido de la Revolución Democrática, Profr. José Guzmán López González declaró que a los integrantes de la comisión de salarios mínimos, y al gobierno federal, no les interesó el hecho de que el 4% que autorizaron para el aumento en los sueldos de los trabajadores, es completamente absurdo, comparado con los porcentajes de incremento que se han dado en combustibles y productos de la canasta básica.
Ha sido una constante en los últimos años de gobierno Calderonista (arropado por la complicidad de los legisladores) que se aprueben aumentos mensuales en los combustibles; la gasolina tuvo incrementos que llegan a más del 10 por ciento en total a lo largo del año y esto sin contar con que seguirán los aumentos mensuales a los cuales se suma el gas LP. Durante este 2011.
Se debe tomar en cuenta que al incrementar los combustibles, se detona también el aumento en los productos alimenticios, que seguramente se elevarán a lo largo del año como ya se empieza a ver en la canasta básica. Reste al salario mínimo el pago de servicios; agua, luz, teléfono, gas, así como lo que necesita una familia para su alimentación diaria y se verá que no corresponde con lo que señala la ley en el artículo 123 respecto de los salarios mínimos que “DEBERAN SER SUFICIENTES PARA SATISFACER LAS NECESIDADES NORMALES DE UN JEFE DE FAMILIA, EN EL ORDEN MATERIAL, SOCIAL Y CULTURAL, Y PARA PROVEER A LA EDUCACION OBLIGATORIA DE LOS HIJOS”.
Las autoridades están cuidando las finanzas macroeconómicas del país, son las que le interesan porque ahí tienen invertido todo su capital político. El 4 % en el salario mínimo es nada, comparado con el 10 % de las gasolinas, el 11.2 % que se espera en electricidad y el 6.25 por ciento por kilo del gas LP, sin contar con el 4 por ciento más que costarán las casetas de peaje.
El PRD plantea que para lograr un equilibrio entre los aumentos de precio y las finanzas de la población, se requiere al menos un incremento del 12 % en el salario mínimo, con lo que podría verse una mejora en la estabilidad económica, no de los grandes capitales, sino apenas vislumbrar un alivio en el bolsillo de los trabajadores, quienes finalmente son los que terminan sufriendo esos aumentos a los productos y combustibles